fbpx
agente de seguros con cliente

Agente de seguros: mitos y realidades

No todo lo que se piensa del trabajo como agente de seguros es verdad; conoce la realidad de esta profesión.

Existen numerosos mitos alrededor del trabajo como agente de seguros, muchos bastante alejados de la realidad. A lo largo del tiempo, las series de televisión y el cine han dado una imagen errónea sobre esta profesión, que en verdad tiene numerosas ventajas que compartiremos a continuación.

Mitos de agentes de seguros

Mito 1: Los agentes de seguros son sólo vendedores

En general, se tiene la imagen de un agente de seguros como una persona que carga un portafolio y va tocando de puerta en puerta. No hay nada más equivocado que esta idea. La realidad es que un agente de seguros en la actualidad utiliza la tecnología a su favor y prospecta clientes de manera inteligente. Si bien sí se encarga de cerrar una venta, su profesión engloba mucho más que sólo eso. Las redes sociales, los círculos cercanos, la publicidad en línea, entre otros, son algunas de las herramientas que juegan a su favor si hace uso de ellas adecuadamente.

Mito 2: Los agentes de seguros tienen un trabajo rutinario

Esta idea va ligada con la anterior, pues al creer que sólo son personas que van de puerta en puerta cargando un portafolio se crea la imagen de un trabajo aburrido o rutinario. En realidad, el trabajo de un agente de seguros ofrece gran libertad, lo que difícilmente se encuentra en otra profesión. Son administradores de su tiempo, siguen su propia agenda y, si se plantean bien sus objetivos, pueden crecer rápidamente. El trabajo del agente engloba distintos aspectos que le quita la rutina en comparación con un trabajo de oficina.

Mito 3: Los agentes de seguros ganan poco

Generalizar que todos los agentes de seguros ganan poco es un error. Como se mencionó anteriormente, el agente es autónomo y puede plantear sus objetivos; si esto lo hace correctamente, sus ganancias pueden incrementarse. Las comisiones por venta pueden ser muy atractivas, sumado a que el agente tiene la ventaja de administrar su tiempo. Si lo sabe hacer, esto será un punto a su favor. Qué tanto se esfuerce y la dedicación que le ponga redituará en mayores ingresos.

Mito 4: Los agentes de seguros tienen un trabajo temporal

Esta idea se ha creado debido a los puntos anteriores y al poco conocimiento que se tiene sobre la verdadera labor de un agente de seguros. Es importante señalar que este es un trabajo serio y profesional, en el que si bien es cierto que se puede crecer rápidamente, también es una realidad que ello dependerá del compromiso y la experiencia que se tenga, algo que sólo se logra con el paso del tiempo. Mientras más se esté dentro, más se conocerá el mercado, los productos y las necesidades de los clientes, lo que se verá reflejado en mayores prospectos y ganancias.

Mito 5: Los agentes de seguros venden poco

Otra idea bastante arraigada es que es muy difícil concretar una venta y que los agentes de seguros frecuentemente son rechazados. La realidad es que la venta quizás no se logre en el primer intento, pero hay que considerar que la gente contrata un seguro porque desea tener un respaldo, pues estamos expuestos cada día de nuestras vidas. Además, no hay razón para limitarse a la venta de un sólo tipo de seguro; mientras más amplia sea la variedad de seguros, más fácil será para el agente cerrar una venta. Además, en México, cada día es más común que se contraten seguros. Así que si algo podemos garantizarte es que los seguros no van a desaparecer.

Estos fueron los 5 mitos de agentes de seguros más comunes, pero esperamos que después de leerlo hayamos aclarado algunas de tus dudas. Si tienes más, con gusto puedes contactarnos y las resolveremos.

Si te gustaría sumarte como agente seguros contáctanos.

Contenido

Compartir

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email